Folleto de ANARCHIST FEDERATION

Contra qué estamos luchando: capitalismo y jerarquía

El capitalismo, en esencia, es un sistema de explotación. Es un sistema de clases en el que una mayoría, la clase obrera, es explotada por una minoría, la clase dominante.

La clase dominante es dueña y controla los lugares donde trabajamos y vivimos, la tierra que produce nuestros alimentos, y todo lo que hace posible la vida. Ellos toman las decisiones sobre qué tipo de productos hacen las fábricas o qué tipo de servicios se proveen, y toman las decisiones sobre cómo se organiza este trabajo. El resto de nosotros, la clase obrera, debe trabajar en los campos y las fábricas, los centros de llamadas y los bloques de oficinas, o bien arreglárselas con los beneficios o reunir lo que necesitamos para sobrevivir.

Nosotros, la clase obrera, construimos y proporcionamos todo lo que la sociedad necesita para funcionar. Ellos, la clase dirigente, succionan los beneficios de nuestro trabajo. Somos el cuerpo de la sociedad; ellos son parásitos que nos chupan hasta dejarnos secos.
De esto se deduce que no utilizamos la idea de clase de la misma manera que muchos otros, particularmente en la prensa. La clase no se trata del hecho de que algunos de nosotros ganemos más dinero que otros o que vayamos a diferentes tipos de escuelas. Esta confusión sobre la idea de clase es parte de un conjunto más amplio de tácticas que la clase dirigente utiliza para tratar de ocultar la realidad de nuestra clase.